05/04/2016

Se trata de un asistente para lograr mayor eficacia en intervenciones delicadas

 MaxilarisWeb

¿Es la máquina más segura que el hombre? De momento, hombre y máquina se complementan a la perfección para lograr avances hasta ahora inimaginables. Es el caso de Maxilaris, proyecto en el que se desarrolla un brazo robótico que asiste al cirujano en operaciones faciales que requieren de gran exactitud al llevar a cabo las incisiones. De este modo, se ayuda a que el cirujano se sienta más seguro, disfrute de mayor ergonomía y la operación sea un éxito.

Un brazo robótico guiado por unas cámaras ayuda al cirujano a encontrar el punto preciso sobre el que debe actuar. Previamente, el médico, sentado en su despacho frente al ordenador, introduce en un software las partes faciales sobre las que quiere incidir. Una vez en quirófano, el robot ejerce de tercer brazo para el cirujano, indicándole a este dónde debe actuar, aunque sigue siendo el humano el que ejecuta la operación y tiene la última palabra. Sin embargo, no son las dificultades técnicas, si no las legales las que impiden que el robot ejecute toda la operación. ¿Sería posible una operación sin intervención humana? Emilio Sanchez, director del proyecto, lo tiene claro: “En un futuro no lejano, sí”. El investigador apunta que los mayores problemas para ello vienen por tema éticos, no técnicos.

Por otro lado, además de facilitar la labor del médico, el robot permite que la operación sea más limpia, ya que reduce la zona de apertura, y limita la cantidad de radiación que el cirujano debe soportar.

Ceit-IK4 y Egile participan en este prototipo. Ambas empresas comenzaron a trabajar juntas en el proyecto ELCANO, en el que se desarrolló el mismo sistema robótico de asistencia para operaciones de columna vertebral. Ahora, con Maxilaris se pretende perfeccionar el prototipo desarrollado y demostrar que la ayuda robótica puede ser útil para todo tipo de operaciones, en este caso las faciales.

El proyecto, en el que participan, además de Ceit-IK4, DMP, Vicomtec, EIS y CUN, se enmarca dentro del programa “Retos 2015” y se prevé finalice para el año 2018.

Subvencionado:

Ministerio Economia y Competitividad logo

Información Relacionada

Enlace